Ninguno
Se viene un incremento del PBI, pero no se reflejará en el empleo
03 de mayo de 2021
Entrevista al profesor principal de Economía de la Universidad del Pacífico, Bruno Seminario, quien afirma que hay un serio problema en el manejo del gasto público. “El Gobierno tiene plata y no ejecuta las cosas”, sostuvo en entrevista al diario La República.
Bruno Seminario, una de las mentes más brillantes del país, habla claro sobre la situación económica y electoral en segunda vuelta. Estima que el PBI del Perú crecerá entre 30% o 35% en los próximos cuatro meses, y que será el de mayor crecimiento del mundo.

Tenemos una segunda vuelta polarizada. Hernando de Soto dijo que lo que hay es “lucha de clases disimulada” por las posiciones divergentes sobre el modelo. ¿Qué opinión tiene? 

Es difícil juzgar eso a partir de los programas, porque una de las cosas que caracteriza a los políticos peruanos es no ejecutar los programas que ofrecen en elecciones. Eso de asumir que Castillo va a ejecutar su programa es... todo lo contrario. Por ejemplo, el caso de Humala, que tenía un programa y ejecutó otro. 

Así lo dice la experiencia electoral en el país... 

Este tipo de resultados hemos tenido varias veces en el Perú. Comenzó a manifestarse con Fujimori, luego hemos tenido el caso de Humala y ahora con Castillo, que nuevamente ocurre cuando se presenta una gran fragmentación en los procesos electorales. Normalmente la persona que es elegido presidente se caracteriza por no tener un partido capaz de manejar el Estado. Castillo cuando sea elegido recién se va a dar cuenta del manejo del Estado. 

¿Históricamente cómo se comportó el empresariado?

De la misma forma como se está comportando ahora, de una forma totalmente tonta. Parece que no aprenden nada. Tuvieron la misma reacción con Humala y con Fujimori. 

De mantenerse el modelo económico como está, que defiende la candidata de Fuerza Popular, ¿podría ser caldo de cultivo de mayor descontento? 

Esa discusión del modelo económico no es apropiada en esta circunstancia. Ahorita, más que el modelo económico, necesitamos una estrategia clara frente a la COVID-19, que si no se soluciona, olvídate del modelo. El año pasado murieron 100 mil personas, este año van a morir otras 100 mil. Y si no hay una estrategia, el próximo año morirán otras 100 mil. Estamos en segunda ola y si siguen así vamos a tener una tercera y, sin eso, no hay política económica o modelo que funcione. Eso es crucial. El problema del Perú ahorita, independientemente del modelo, es vencer la pandemia. 

Y debe haber unidad de esfuerzos en este sentido... 

Ese es el objetivo prioritario y hasta ahora ninguno de los candidatos ha dicho cómo vencer la pandemia y si va a mantener el plan de vacunación de Sagasti. Si no se garantiza eliminar el covid, esa discusión del modelo económico es absolutamente distractivo, no nos lleva a ningún sitio. Por algo muy simple. En febrero, la economía, con los datos del INEI, ha caído 6%, pero a partir de marzo, en los próximos cuatro meses, va crecer a tasas chinas. 

¿Y cómo se explica eso? 

La última cuarentena no ha sido tan intensa. El año pasado en los cuatro meses caímos 40% y ahora por lo menos, dada la coyuntura, la tasa de crecimiento de la economía en los próximos cuatro meses será del orden del 30% o 35% anualizado. El gran problema es que se va a producir sin que haya una expansión sustancial en el empleo urbano. 

¿Y cuál es la razón? 

La epidemia. A pesar de esa tasa estimada de crecimiento, con las justas nos lleva al nivel que teníamos antes de pandemia, pero con un empleo 20% o 30% inferior. Y allí está el segundo problema. 

¿Y cómo resolverlo? 

En dar solución al covid, que están intrínsecamente ligadas. Si no se resuelve el covid, todo el sector servicios terciarios que está paralizado y que no se recuperó no se volverá a recuperar y tendremos esa cantidad de desempleo en el sector urbano. ¿Y cuánto tiempo tienes para resolver eso? No mucho. ¿Y cuánto tiempo tienes para esperar y resolver el covid? No mucho. Entonces en vez de discutir sobre el modelo, deben decir qué van a hacer sobre eso en los tres aspectos. Es lo único que puede estabilizar la economía. Lo otro son discusiones bizantinas, porque ninguno tiene poder para llevarlo a cabo. Castillo tiene menos de 20% de los representantes, entonces cómo va a hacer lo que dice que va a hacer. No va a poder, el Parlamento se lo va a impedir. Yo creo que esta discusión sobre el modelo es tonta. 

Si tenemos la tasa de crecimiento que estima, de rebote en la economía y que no tendría mucha incidencia en el empleo urbano, ¿seríamos el país con mayor crecimiento del mundo? 

Probablemente, porque fuimos uno de los mayores con caída y estos últimos cuatro meses vamos a ser uno de los de mayor crecimiento del mundo. Los ingresos fiscales en febrero aumentaron 45%, lo que quiere decir que el déficit fiscal era producto de la pandemia. La recaudación de impuestos subió 50%, y como el gasto no ha subido 50%, el déficit del Gobierno se ha reducido sustancialmente y de 8% debe estar alrededor de 2% o 3%. 

Si volvemos a conversar sobre el modelo, ¿qué significa tener una propuesta inclusiva y no mercantilista? 

Eso es lo que dice De Soto. La conducción económica en el Perú de los últimos 20 o 30 años es que rezaga o deja de lado a varios sectores del país. Eso es lo que produjo el resultado de la votación. Es el caso de Junín, que votó mayoritariamente por Castillo; poca gente sabe que en los últimos 15 o 20 años perdieron población y la gente se fue de Junín. Y Huancavelica también perdió población; son regiones que votaron mayoritariamente por Castillo y eso es porque las políticas públicas no saben atenderlos. 

De mantenerse este modelo económico, ¿cree que sea caldo de cultivo para mayor descontento y posiblemente rebelión hacia futuro? 

En realidad, esa discusión de mantener el modelo ya no se puede mantener, porque ya colapsó. No puedes mantener una cosa que te provoca malestar. Billetes. El alza del valor del dólar debe ser atenuado. Foto: difusión Billetes. El alza del valor del dólar debe ser atenuado. Foto: difusión 

¿Por qué colapsó? 

Todo el régimen fiscal se ha ido al diablo y todo el entramado de la política monetaria. Ya colapsó. Lo que pasa es que la gente no se da cuenta. Imagínate, el Banco Central el año pasado aumentó la emisión 30% si atendemos a sus datos oficiales, y 60% si eliminamos el tubo con el cual han visualizado. El crédito al sector privado es enorme, es muchísimo mayor que todo el Producto Bruto Interno (PBI). El que va a administrar el Banco Central tiene una realidad en términos monetarios absolutamente diferente. El que va a administrar los gastos públicos tiene una realidad en restricciones absolutamente diferente. Esas nuevas restricciones no son consistentes con la operatividad de la política económica que estaríamos acostumbrados. Entonces tienes que hacer modificaciones sustanciales. Además el covid reveló que hay una debilidad fuerte en el sistema de salud y una vez que se controle el covid se tiene que eliminar esa neutralidad obvia porque esta epidemia no va a ser la única y pueden venir otras y hay un serio problema en el manejo del gasto público. Además, el Gobierno tiene plata y no ejecuta las cosas. El caso de Piura es evidente, hace varios años que están reconstruyendo y hasta ahora no terminan. ¿Cómo vas a mantener un modelo en el que un gobierno se demora en reconstruir una zona diez años? Eso tiene que cambiar. 

Y el colapso del modelo genera descontento nacional, y eso explica la creciente adhesión al candidato Castillo… 

Es el que más claramente recoge ese descontento nacional. Y las propuestas de Fujimori no son viables tampoco. El problema es que ninguno de los dos tiene gente capaz de ejecutar los cambios que son necesarios desde el tema político y social. Los partidos que lo veían no han sido elegidos. Pero esta situación ya ocurrió varias veces en el Perú. Si Castillo es elegido, hay un lapso donde va a tener que decidir cuál es su política económica y allí vamos a saber quién va a conducir el país. 

¿Cuáles son puntos mínimos en materia económica a tener en cuenta para su recuperación y para que junto a ella pueda haber la tranquilidad y gobernabilidad que queremos los peruanos? 

La economía está operando a un nivel que es 5% por debajo de antes de la pandemia, entonces gran parte de la caída del año pasado ya se había recuperado en enero. Por lo tanto, hay que ser consciente de eso y falta recuperar el año y probablemente hay sectores que todavía no se recuperaron y que son los vinculados a servicios, hoteles, restaurantes y otros, y aquí la política económica mínima es la que te estoy diciendo. Debe continuar el gasto fiscal específicamente concentrado en controlar la epidemia y tiene que haber un plan claro de vacunación y ofrecer que efectivamente se cumplirá. Ese plan es absolutamente esencial porque si la pandemia continúa no se podrán recuperar las ramas del sector servicios que no se vieron recuperadas y que dan mucho empleo. No se va a poder recuperar el sector turismo ni el de restaurantes. Eso te da aproximadamente en el sector urbano entre 30% y 40%. Solucionada la pandemia, esos sectores deben recuperarse con facilidad, pero hay un lapso, porque mientras solucionas la pandemia, necesitas apoyar con programas de empleo temporal en las ciudades. Eso debe hacerse en política fiscal. 

¿Y en política monetaria? 

En política monetaria hay varios desafíos. La política monetaria alcanzó sus límites. Prácticamente la tasa de interés (de referencia) es cero, y la liquidez de las empresas privadas grandes, especialmente las que no se vieron afectadas por la pandemia, es sustancial. Y esa liquidez se ve en la presión del dólar. En el momento que suba la cotización del dólar tiene que ser controlada, y controlarla no es muy complicado, porque están subiendo los precios internacionales y ahora por alguna extraña razón la producción minera no se recupera. 

¿Y por qué cree ello? 

Habría que ver por qué no se recupera la producción minera, pero incluso sin un aumento fuerte del precio de los metales el superávit comercial es enorme; se calcula que para el año haya un superávit comercial de US$ 12 mil millones. Es inusitado y es el más grande que ocurrió en el país: algo de 6 puntos porcentuales (del PBI). El que va a tener que administrar ese problema es el futuro presidente del Banco Central. La subida del dólar es insostenible, subirá acá. Se te vienen US$ 12 mil millones, entonces qué le va a pasar al dólar una vez que pase el susto. Y es poco probable que la cotización se mantenga. 

¿Se va a desplomar? 

Puede que se desplome. Es fácil dejar a los especuladores sin liquidez, es muy fácil. Simplemente dejando un poco seco el mercado y ese tipo de cambio se desploma. Obviamente necesitas en el Banco Central de Reserva alguien lo suficientemente hábil para limitar el desplome. 

¿Entonces en política monetaria hace falta mayor acción? 

La política monetaria alcanzó su límite. Ahora que la única política monetaria viable es la política monetaria neutral, lo estás viendo en la cotización del dólar, sí se puede hacer más en política monetaria.

¿Algo que desee agregar? 

Aún no ocurrió lo decisivo. Eso será una vez que elijan al presidente en las dos semanas que median desde el 28 de julio y allí es donde se define la conducción económica, porque allí es donde se deben hacer los dos nombramientos, al ministro de Economía y al presidente del Banco Central. 

“El BCRP debería haber intervenido en el mercado” 

Hay economistas que culpan a un candidato por el alza del dólar, metiendo miedo. ¿Qué opina? 

No entienden mucho cómo funciona el mercado cambiario. Se apoyan de un evento en las dos últimas dos semanas para implicar a un candidato, cuando el dólar viene subiendo desde hace doce meses. 

¿Y por qué sube? 

Porque la pandemia hizo salir capitales a Estados Unidos en una primera fase, luego el Banco Central inundó de liquidez el mercado y muchas empresas que no necesitaban pedir Reactiva ahora tienen caja y usan los soles de Reactiva para comprar dólares porque les sale gratis el crédito. Obviamente si quieres controlar eso, corriges la distorsión. Son empresas que no necesitan el crédito y son las que están comprando dólares desde hace tiempo. Esta subida culpando a Castillo ni siquiera tiene sostén. Lo que pasa es que a finales de diciembre el ahorro financiero del sector privado aumentó. Normalmente el ahorro privado es de 5% de sus ingresos y ahora estamos en 20% y esa liquidez ha sido provocada por Reactiva. Yo no lo renovaría, eso habría que revisarlo. Muchas empresas deberían pagar su crédito este año y es fácil ubicarlas, especialmente por tamaños, que se dedicaron a comprar dólares desde hace seis meses. Cuando devuelvan vas a ver cómo el dólar baja nuevamente. Y sobre Castillo no tiene mayor importancia. 

Lo culpan por algo que viene desde atrás... 

Sí, viene desde atrás. Y el hecho de que mucha gente haya comprado dólares adicionales, por Castillo, es una cosa objetiva, pero ocurrió con Humala. Siempre ocurre lo mismo para asustar a la gente por quien no quieren que voten. 

¿Y el papel del BCRP? 

Hay reservas suficientes para tolerarlo. Eso habría que preguntarle al BCRP. Los enunciados señalan que ellos están dispuestos a hacer intervención cambiaria cuando hay un evento especulativo. El Banco Central debería haber intervenido en el mercado. 

¿Crees que sea porque el BCRP tiene a directores fujimoristas? 

No creo que Chlimper y Rey tengan alguna influencia sobre Julio Velarde. El que decide estas cosas es Julio Velarde, de forma autónoma.

Etiquetas

​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​

Noticias recientes
Del 6 al 9 de julio se llevará a cabo el primer Congreso Nacional de Historia “Bicentenario. Repensar la república” que organiza el Proyecto Especial Bicentenario. Martin Monsalve, profesor e investigador de la UP, será parte del Consejo Consultivo.

​Columna de opinión de Carlos Casas, decano de la Facultad de Economía y Finanzas de la UP, en diario Gestión.

Entrevista a Liesel Schuler Gamarra, vicepresidente en Citibank, en la revista Alumni UP.